MEMORIA

Casa Montes-Arnanz
2007-2009

Casa en la ribera de una laguna, la cual da nombre a la población, que se ha llegado a convertir en una ciudad-dormitorio de Valladolid, debido a su proximidad y fácil comunicación.

El mayor condicionante para el diseño de esta vivienda era el solar: de unos 400m² y muy estrecho y alargado en sentido Norte-Sur.
Se planteó como una macla de dos volúmenes, uno vertical de dos plantas con cubierta inclinada y otro mas horizontal, de una planta, con cubierta plana que se emplea como terraza. Mientras que en planta baja el contorno de la edificación es prácticamente el límite que permitía la normativa, en alzados se aprecia el juego volumétrico, que varía según el punto de vista.
Las dependencias se organizan en función de la orientación, el aprovechamiento del jardín hacia el lado Este como prolongación del salón en verano, y la vista que se consigue en la primera planta hacia el lago.

La climatización se resuelve mediante suelo radiante calentado por un sistema compacto termodinámico de baja temperatura compuesto de 12 paneles solares/ambientales. De este modo se consigue que la aportación calórica de calefacción se produzca con energía solar enteramente durante gran parte del año. En los días mas fríos o de menor sol, el aporte hasta completar la demanda se produce con una bomba de calor de alto rendimiento ubicada en el garaje. La producción de ACS se realiza mediante placa solar específica consiguiendo el 100% en 6 meses del año. La vivienda se diseñó de tal modo que los paneles solares no se perciben desde la calle.

 

Back to top